Cuando hablo de la felicidad, cuando hablo sobre todas las emociones positivas, las personas creen que una persona feliz es la que siempre está con una sonrisa en la boca o es aquella que siempre esta experimentando emociones positivas.

Y pensar esto a primer momento nos separa y hasta crear una brecha entre la felicidad y nosotros mismos, porque sencillamente nos sentimos mal, a veces nos sentimos deprimido y

Haz Clic Aquí Para Leer Más

pensamos que no somos felices, y la realidad es que sentirte mal, deprimido y triste es normal, es natural, porque somos seres humanos, es natural, es normal sentir toda la gama de las emociones.

Yo me siento mal a veces, me siento triste, me siento deprimido porque es natural. Cuando las emociones negativas son negativas valga la redundancia, esas emociones tienen como consecuencias que hagas cosas que pueden perjudicar a las personas de tu alrededor.

Pongamos un ejemplo: supongamos que un día llegas de tu trabajo porque tuviste un mal día, el jefe te grito y llegas a tu casa, tu hijo te va a saludar de lo más contento y tu le sales con un grito, entonces esta emoción negativa que sentiste la canalizaste hacia tu hijo, él no tiene la culpa de tus emociones, por lo cual es un error actuar de esta manera.

Como Ser Feliz Independiente De Los Problemas Que Tengas

Ahora bien, ¿cómo hacerlo, cómo canalizar o cómo gestionar las emociones de forma efectiva?

Cada vez que te sientas mal tienes que reconocer esa emoción en ti, párate por unos minutos y piensa: me siento mal, estoy frustrado, estoy molesto conmigo mismo y tu mismo pregúntate: bueno y ¿por qué te sientes mal? y tu mismo respóndete por supuesto, me siento mal porque mi jefe me gritó, luego que te responda vuélvete a preguntar lo mismo ¿por qué me siento mal? Bueno mi jefe me grito y me cayó mal.

Y vuélvete a preguntar una vez más ¿Por qué te sientes mal? Y sigues con esa serie de preguntas y respuestas y va a llegar el momento de que tampoco era para tanto, simplemente es un grito a lo mejor pasó una mala noche o no esta de humor en fin, no es para tanto…

Cuando haces esto estás canalizando tu emoción negativa y como consecuencia natural ya te sentirás mejor. Recuerda que una emoción negativa así como viene se va, lo importante es no permitir que esa emoción llegue y se quede la mayor parte del tiempo contigo.

Ahora porque digo que es importante canalizar y gestionar de manera efectiva las emociones negativas, por el simple hecho de que si no lo hacemos, corremos el riesgo de que esa emoción esté con nosotros durante un día, un mes, tres meses, un año o durante toda una vida y lamentablemente tengo que decirte que he visto a personas con 60, 70, 80 años que traen consigo emociones negativas, resentimientos, rencores, que no han sabido gestionar, que no han sabido canalizar esa emoción, por supuesto ha traído a su vida consecuencias todas negativas.

Es importante que apliques esta pequeña técnica muy sencilla, te va a dar buenos resultados, comiences a practicar, el gestionar las emociones negativas.

Primero se consciente de ella y luego pregúntate por qué la sientes, o por qué te sientes mal y llega a la conclusión, de que realmente es importante o es tan grande eso que te hizo sentir mal, y yo te apuesto, te aseguro y te lo digo con toda firmeza que si haces este proceso a cualquier circunstancia de tu vida, siempre vas a llegar al punto en que digas, bueno no es para tanto, por lo menos aprendí algo, esa experiencia me sirvió para ser lo que soy o está situación me sirvió para aprender esta lección, que luego me ayudó a lograr esto, siempre consigue un significado a todo lo que te sucede.

*Diego Lossada