No cabe duda que el proceso del embarazo y parto para la mujer es algo realmente debilitante, tanto a nivel físico como mental. Son 9 meses de constantes cambios que tienen que ir adaptándose, por eso un proceso de recuperación de 6 semanas es complicado para una recuperación óptima.

Por eso hoy me he tomado el atrevimiento de mostrarte un artículo relacionado a un estudio en el cual se explica por qué la mujer necesita un año de recuperación luego del momento del embarazo. Así que observa hasta el final y presta mucha atención para que así lo tengas en cuenta.

Las mamás necesitan un año para recuperarse después del parto, revela estudio.

El posparto es una etapa donde los cambios corporales se suceden con mucha rapidez. El cuerpo necesita unas semanas de descanso para recuperarse del esfuerzo que implica el trabajo de parto y adaptarse a los cambios producidos por el nacimiento del bebé.

Un estudio reciente nos lo deja bien claro: los actuales permisos de maternidad  de 6 semanas no armonizan con las necesidades reales de una madre que acaba de dar a luz.

Otra cosa es que la sociedad nos obligue a empezar a trabajar antes de estar recuperadas y listas, o que debamos atender a todas las demandas sociales cuando el cuerpo aún está en proceso de curación.

¿Cómo cambia mi útero después del parto?

Pocos minutos después del nacimiento de tu bebé, las contracciones en el útero hacen que empiece a reducirse, cerrándose como un puño. Las fibras que lo componen se contraen y aprietan de la misma forma que lo hicieron durante el parto. Estas contracciones hacen que la placenta se separe de la pared del útero.

Después de que la placenta se expulsa, el útero se contrae más, cerrando los vasos sanguíneos abiertos en el área donde la placenta estaba unida al útero. Podrías sentir unos calambres que se conocen como entuertos o dolores de posparto.

Durante el primer par de días después del parto, puedes sentir la parte de arriba de tu útero todavía uno o dos dedos por debajo de tu ombligo. En una semana, tu útero pesará cerca de medio kilo (una libra), que es la mitad de lo que pesaba en el momento del parto.

Después de dos semanas se habrá reducido a unos 312 gramos (11 onzas) y estará completamente localizado dentro de tu pelvis.

Unas cuatro semanas más tarde, debería estar cerca de su peso previo al embarazo, unos 100 gramos (3.5 onzas) o menos. Este proceso se conoce como la involución del útero.

La Dra. Julie Wray, una investigadora de la Universidad de Salford en Inglaterra entrevistó  a varias mujeres que se encontraban en diferentes etapas de su postearlo.

Ella confirmó que el estándar de 6-8 semanas de recuperación es una fantasía absoluta y que recuperarse de gestar y tener a un bebé puede tomar incluso un año.

No se trata solo de la recuperación física, sino también de la mental. Muchas mujeres sienten la presión de reincorporarse a la vida cotidiana en cuanto nace su bebé y luego requieren regresar al trabajo en un tiempo de 6 semanas,

Estos tiempos no permiten que la mujer se recupere y no se trata de volver a ser las mismas, la talla y el peso no son los datos relevantes, son los ajustes emocionales, las nuevas tareas, las responsabilidades, la manera de acomodar las emociones…

No se sabe quién pensó que solo se necesitan 6 semanas para recuperarse después del parto… pero realmente es toda una fantasía.

A las seis semanas se acude a la primera revisión médica después de haber dado a luz, pero no siempre se realiza un examen físico o emocional y en muchos casos, no se obtiene información suficiente para saber si el cuerpo se ha recuperado del todo… Pero en seis semanas, es imposible.

La recuperación post parto es distinta en cada mujer, pero el consenso general nos lleva a concluir que mínimo se requiere un año para que el cuerpo y la mente de una madre se encuentren en las mejores condiciones para integrarse de manera completa a la vida cotidiana.

Las mismas mujeres deberíamos entregarnos a la calma y a la paz del post parto inmediato y aprovechar cada segundo de los permisos de maternidad para descansar y estar con nuestro recién nacido, de otra manera es un tiempo que no regresa y que nos robamos a nosotras mismas.

“La investigación demuestra que se requieren servicios de cuidado post natal realistas” “El apoyo post natal no puede limitarse a 6 u 8 semanas, muchas veces puede tomar hasta un año”.

Comparte Esto Con Tu Familia Y Tus Amigos. Aprieta El Botón De Abajo. :D

NOTA: Recuerda Suscribirte A Nuestro Canal De YouTube, Es Gratis: Haz Click Aquí