La Gratitud es el sentimiento multiplicador de todo lo bueno, positivo y maravilloso de la vida, ya que cuando sientes gratitud por lo bueno que tienes, por más pequeño que sea, recibirás más de lo mismo. Por el contrario, cuando no agradeces ni valoras lo que tienes, te mantienes atado a lo negativo, a la carencia y a la mediocridad que rodea tu vida. Es por esto que diariamente es necesario que cultives el sentimiento de gratitud en tu vida, y a lo largo de este artículo aprenderás cómo puedes hacerlo.

La gratitud consiste en sentir agradecimiento sincero por lo que ya tienes, consiste en valorar y reconocer todas las bendiciones que has recibido y que recibes diariamente, incluyendo las situaciones difíciles, ya que ellas esconden una oportunidad para crecer, para adquirir una nueva cualidad, habilidad o conocimiento. Eso también es motivo para sentir gratitud.

Lo cierto es que la persona que es agradecida atrae a su vida más cosas buenas y positivas con mayor facilidad que la persona que nunca se detiene a agradecer nada.

Debido a esto, es muy importante que cada día aproveches cualquier oportunidad para sentir gratitud. Por ejemplo, cuando cobres tu sueldo, o cuando algún dinero llegue a tus manos por irrisoria que sea la cantidad, ¡da las gracias! En vez de pensar que no te alcanza o que es muy poco, agradece que dispones de ese dinero, ya que de esta forma tu energía interior cambiará, y el universo responderá con más prosperidad y mejores oportunidades para que puedas recibir más dinero.

“De todas las actitudes que podemos adoptar, la de la gratitud es sin duda la más importante y la que más cambios positivos puede generar en tú vida”. Zig Ziglar.

Cuando damos algo a una persona que demuestra una actitud sincera de gratitud, experimentamos más ganas de seguir dándole cosas; ya sea más cariño, más apoyo, más regalos o cualquier otra cosa. Y al contrario, cuando la persona es mal agradecida, nos instiga a no darle nada más.

El Poder De La Gratitud

Exactamente igual pasa con el Universo. Si tú sientes gratitud por lo que él te da, por más mínimo que sea, de forma automática te querrá recompensar con mucho más. Si al contrario solo te quejas, y refunfuñas de lo poco que tienes, él tampoco tendrá ganas de darte más. Si no valoras lo poco que tienes, ¿qué te hace pensar que lo harás cuando tengas más?

Además, el poder de sentir gratitud radica, no solo en que multiplica lo bueno que hay en tu vida, sino en que es una excelente herramienta para empezar a mantener pensamientos positivos. Te ayuda a dejar de pensar y a enfocarte en lo que no tienes, y te ayuda a pensar, a valorar y a enfocarte en lo todo lo bueno y positivo que tienes.

La gratitud empieza con una sencilla palabra “gracias”, pero has de sentir el agradecimiento con todo tu corazón, para que realmente su poder invada tu vida.

Tres Pasos Hacia La Gratitud

Agradece el nuevo día

Diariamente, apenas abras los ojos al levantarte por la mañana, siente gratitud y da las “gracias” por la nueva oportunidad que tienes de disfrutar de un nuevo día, de disfrutar un día más al lado de tus seres queridos, y de disfrutar un día más del regalo de la vida.

Agradece el templo donde vives, tu cuerpo

Cada día al ducharte, siente gratitud por la salud y la vitalidad de tu cuerpo. Hazlo mientras te enjabonas. Por ejemplo, al ir enjabonando tus piernas al mismo tiempo di gracias, porque tengo piernas, gracias porque puedo caminar, gracias porque están fuertes. Y así sucesivamente. Aprovecha ese momento para sentir gratitud por esa máquina perfecta que es tu cuerpo con todo su funcionamiento.

Agradece las experiencias positivas del día

Cada noche justo antes de acostarte, valora y siente gratitud por cinco cosas buenas que te hayan ocurrido durante el día. Puede ser el calor del sol en tu cara, una brisa fresca, una palabra amable de un amigo o simplemente sentirte bien por lo que lograste ese día.

¡Pero ojo! Recuerda que es muy importante sentir con tu corazón la gratitud que represente cada motivo, cada palabra y cada momento.

Son tres prácticas muy sencillas que, si te lo propones, te aseguró que en muy poco tiempo serán parte de tu vida cotidiana. Además, te darás cuenta de que empezarás a notar un cambio positivo en tu percepción y adquirirás mayor conciencia de las cosas positivas que ocurren a tu alrededor cada día.

¡Recuerda que la vida es un regalo! Empieza a reconocer desde hoy lo afortunado que eres y siente gratitud por ello.

¿Te Ha Ayudado Este Artículo? Califica con 5 Estrellas :)
[ec_stars_rating]

[sc:adsense1]