Muchas son las personas que se marcan metas y no las logran. Esto sucede porque no se marcan metas inteligentes, es decir no se marcan metas alcanzables.

Es por eso que al final de leer este artículo aprenderás las seis claves que te ayudarán a marcarte metas que de verdad puedas lograr.

1. Tus Metas Tienen Que Ser Coherentes

Las metas que establezcas en tu vida tienen que ser coherentes contigo mismo y con tu realidad, ya que ésta es la única forma de que te impliques realmente con ellas y te resulten lo suficientemente motivadoras como para impulsarte a actuar.

Tampoco es coherente proponerte la meta de tener una familia y al mismo tiempo plantearte la intención de quedarte soltera; o querer comprarte la casa de tus sueños cuyo precio asciende a dos millones de euros y carecer de trabajo, ahorros o cualquier tipo de ingresos.

Por eso, es muy importante que pienses en todos los factores y definas metas que sean coherentes contigo mismo y con tu situación actual, para que no entren en contradicción, se opongan o interfieran entre sí.

2. Tus Metas Tienen Que Ser Personales

Es muy importante que elijas metas que sean tuyas, personales, que vengan de ti, de tu esencia, que sean lo que realmente quieres lograr en tu vida, porque si no son elección tuya nunca te implicarás plenamente con ellas y mucho menos te aportarán satisfacción si llegas a conseguirlas.

Las metas no pueden ser objetivos implantados por los demás, ya sea por los padres, los hijos, la pareja, el entorno social o los medios de comunicación. Igualmente, las metas tampoco deben ser elegidas sólo para agradar a los demás o por creer que es nuestro deber. Tan solo las metas que vengan de ti te aportarán ilusión; el resto únicamente te generará arrepentimientos y frustración.

3. Tus Metas Tienen Que Ser Alcanzables

También es muy importante que a la hora de plantearte metas, éstas sean realistas, posibles y alcanzables. Porque puede que un día puedas conocer el amor de tu vida, pero difícilmente el constructor podrá terminar la casa de tus sueños en el mismo plazo.

Naturalmente, puedes proponerte metas grandes, pero siempre teniendo en cuenta tus posibilidades, tus talentos, tus capacidades, tu situación y tu realidad actual, ya que de esta forma te plantearás objetivos que sean verdaderamente posibles y lo más importante alcanzables para ti.

Claves Que te Ayudaran A Marcarte Metas Inteligentes

4. Tus Metas Tienen Que Ser Excitantes

Con esto, me refiero a que tus metas deben ser estimulantes, esperanzadoras, optimistas y sin temor a las adversidades, pues todo en la vida tiene su dificultad. Ponte metas que te inspiren y que te motiven, que solo con recordarlas te llenen de felicidad.

Cree en ti y aumenta el nivel de tus aspiraciones, porque si tus metas son ambiciosas, los frutos serán más importantes y tu vida más satisfactoria. Como nos dice Robin Sharma:

5. Tus Metas Tienen Que Ser Específicas

Para mayor efectividad, las metas tienen que ser claras, concretas y precisas. A lo que me refiero es que no basta con definir “quiero perder peso”. ¡No! Hay que ser más específicos: “quiero perder 5 kilos comiendo sano y haciendo ejercicio físico”.

6. Tus Metas Tienen Que Ser Medibles

Las metas tienen que ser medibles y sujetas a un plazo. Es muy importante que les pongas una fecha a tus metas, que establezcas cuándo las quieres lograr, siempre siendo realista y teniendo en consideración lo que está de tu parte para que se cumpla en ese plazo.